Los síntomas que indican alergia a los gatos son la hinchazón, enrojecimiento, estornudos, tos, dolor de garganta, ojos llorosos, congestión nasal, picores en la nariz, etc. También se pueden dar otros síntomas como el asma, pitidos al respirar, urticaria, erupciones en la cara o el pecho.

Los gatos, por muchos detractores que tengan, son unos animales divertidos, curiosos, inteligentes, juguetones, mimosos y sencillos de mantener. Es cierto que toleran muy mal los cambios y son fácilmente estresables, pero también son cariñosos e independientes. Es el animal perfecto para muchas personas aunque, en ocasiones, esto se vuelve imposible debido a los estornudos, picores y lagrimeos (en los mejores casos).

La alergia a los gatos es bastante común, pero no por ello hay que renunciar a disfrutar de su compañía. El 80% de las personas con esta alergia, aunque lo crean, el alérgeno no es el pelo sino una proteína presente en la saliva y en el sudor. El gato al acicalarse, se lame y esparce esta proteína, Fel D1, por todo su cuerpo.

sintomas de alergia a los gatos

¿Sabías que un gato macho provoca más alergia que una hembra? ¿Y un gato entero que uno castrado? Esto se debe a componentes hormonales, que regulan la proteína Fel D1.

Como ya hablamos hace un año de los perros, ¿Hipoalergénicos: realidad o mito?, un gato sin pelo (como el Sphynx) o con muy poco (como el Devon Rex) no evita tener alergia aunque, en este caso, al carecer de pelo se reduce el tiempo de acicalado por lo que hay menos probabilidades de que la saliva se distribuya.

Alergia a los gatos aplica para todas las razas

También hay razas, como el Siberiano (pelo largo) y el Bengalí (pelo corto) con una concentración menor de Fel D1 por lo que provocan menos reacciones alérgicas. Aún esto, es importante recalcar que antes de adoptar uno de estos gatos, te hagas una prueba de alergia porque no es seguro al 100% que no vaya a provocar reacciones, solo por ser de dichas razas.

Te dejamos algunos tips para combatir la alergia a los gatos

  • Purificadores de aire con filtros de alta frecuencia que ayudan a eliminar el alérgeno.
  • Carecer de elementos decorativos que recojan pelo. Cojines, mantas, alfombras o cortinas en las que los pelos se queden pegados y sean difícil de retirar es mejor evitarlo. Lo que tengas en casa, lavarlo habitualmente.
  • No dejar que entre a la habitación en la que duermes. Aumentaría tu alergia al permanecer tanto tiempo con los pelos impregnados de la saliva o el sudor.
  • Cepillar de forma frecuente, cada 3 días aproxidamente.
  • Aplicar productos veterinarios para reducir este proceso.

Recomendaciones básicas para atacar la alergia a los gatos

Si tienes un gato como mascota y te diagnostican alergia, te recomendarán que te deshagas de él. No obstante, para los amantes de los mininos es una decisión muy difícil de acatar y existen algunas recomendaciones para sobrellevar la alergia sin decir adiós a nuestra preciada mascota. Por ejemplo, evita las alfombras o mantas,  lugares fáciles de quedar impregnados de caspa gatuna. Tampoco dejes que tu mascota entre en tu dormitorio para mantenerlo libre de alérgenos.

Bañar al gato y cepillarlo frecuentemente puede reducir los síntomas de la alergia y otra opción es la castración ya que, como hemos comentado anteriormente, éstos producen menos secreciones de alérgenos.